Busca monografías, tesis y trabajos de investigación

Buscar en Internet 

       Revistas   Cursos   Biografías

rss feeds RSS / /

Valores ¿Formación, Aprendizaje, Educación?

Resumen: El presente trabajo busca reflexionar en torno a la pertinencia de los diferentes términos que se han empleado para referirse a los valores, o sea: formación, educación, o aprendizaje de valores. El mismo está sustentado en el análisis de una amplia (aunque nunca completa) variedad de autores y posiciones sobre el tema, ópticas diferentes, enfoques y tendencias conceptuales.

Publicación enviada por M.Sc. Miguel A. Olivé Iglesias




 


RESUMEN
El presente trabajo busca reflexionar en torno a la pertinencia de los diferentes términos que se han empleado para referirse a los valores, o sea: formación, educación, o aprendizaje de valores. El mismo está sustentado en el análisis de una amplia (aunque nunca completa) variedad de autores y posiciones sobre el tema, ópticas diferentes, enfoques y tendencias conceptuales. Aunque el autor de este trabajo asume que es posible hablar de aprendizaje de valores, su objetivo no está en descartar términos, sino en evitar reduccionismos innecesarios a la luz de la racionalidad dialéctica y holística y de la actualidad de los referentes conceptuales a los cuales se hace referencia o se toman como punto de partida.

Abstract
The present work aims at a reflection on the relevancy of the different terms used to refer to values, that is to say: formation, education, or learning of values. It is based on the analysis of a wide - though never fully exhausted- group of authors and positions on the topic, different views and conceptual tendencies. Although the author of this work assumes that it is possible to speak of values learning, his objective is not in discarding terms, but in avoiding unnecessary reductions in the light of a dialectical and holistic rationale and considering the terms employed in the specialized literature, which are referred to or taken as points of departure for further analyses. 

INTRODUCCIÓN
El problema del enfoque axiológico de la educación se ha magnificado hoy como resultado de las crisis en las que se mueve el mundo actual. Binaburo (1998) destaca que: “Questa crisi, questo cambio di valori, si unisce alla crisi della post-modernitá: dell’economia, dell’ecologia, della politica, delle relazioni sociali e delle ideologie”. En esta cita queda expresado el grado de crisis por el que atraviesa la sociedad toda en la llamada post-modernidad, y se incluye la crisis de las relaciones sociales, donde cristalizan los valores del ser humano.

Publicaciones internacionales dejan entrever el interés y el menester por la formación de valores: “...la preocupación por los valores es algo latente en todos los sistemas educativos internacionales...”, “... se advierte una preocupación generalizada por fomentar una postura ética de actuación” (González Alfayete, 1995).

Lo axiológico en la educación es ya un término reconocido que encuentra sus raíces en toda una herencia axiológica destacable en nuestro país (Ver Artículo del mismo autor: Lo axiológico en la Pedagogía cubana…, 2004), pero también en la creciente preocupación de los sistemas educativos mundiales: “La axiología educativa incide en esto: concepto de educación, funciones y valores de la educación, autorreflexión sobre valores educativos a fin de resolver los problemas del mundo y de la vida” (López Hurtado et al, 2000). 

Un acercamiento a la educación en valores como término lo hacen Rojas Arce et al (2002) quienes declaran que: “En esta tendencia humanista de la educación (...) es donde se promueve la aplicación o integración del enfoque axiológico, en lo que se ha identificado mundialmente como educación en valores...”. 

Se han dado opiniones sobre lo recurrente, repetitivo o tautológico del término “educación en valores”. Así lo han expresado autores como Medina (s.a) y Vázquez (s.a). Sin embargo, hay que ver esta frase acuñada no solo en su limitación lingüística, sino en el mensaje hoy de la necesidad de educar en determinados valores con un sentido de llamado enfático a esta educación. Lo obvio en ocasiones hay que recalcarlo para definir con mayor precisión los objetivos hacia los que se dirige la educación.

Un artículo precedente (Olivé, 2004) explora aspectos sobre crisis de valores y realiza una aproximación a criterios preliminares alrededor de las categorías aprendizaje y valor. Con respecto a la crisis de valores generada globalmente se plantea: “A crise de valores é talvez o aspecto mais central dos tempos atuais. Nesses momentos, a educaçao torna-se central” (de Souza, s.a). 

Tal aseveración asigna a la educación y con ello a la investigación pedagógica, un lugar clave en la búsqueda de soluciones a estas crisis: la educación, en tanto producto de la sociedad cambiante e histórico-culturalmente situada y dirigida al hombre como ser social, erige ante sí retos sobre cómo preparar a éste para la vida y cómo permitirle enfrentar los desafíos postmodernos. 

No hay dudas de que la última década del siglo XX y los primeros años del XXI han sido prolíficos en investigaciones referentes al tema. Una breve ojeada arroja que las investigaciones realizadas sobre la formación de valores son amplias. 

Además de los análisis propios de la literatura psicológica en cuanto a la formación de la personalidad y los sentimientos, se ha trabajado el acercamiento al problema de los valores, los procesos de desarrollo y formación de valores, el peso de los procesos emocionales y afectivos en ellos, así como vías para una adecuada formación de valores. 

Internacionalmente, las investigaciones son numerosas, con una variedad de libros y artículos en revistas especializadas: Bernal Guerrero (1989); Arnau Gras (1990); Bolívar (1992); Medrano Samaniego (1994); García Casares (1995); González Alfayete (1995); Carreras (1997), así como publicaciones en Internet: Frankena (1970); Simon (1972); Howe (1972); Kirschenbaum (1972, 1975, 1977; 1994); Superka (1975); Huitt (SA); Gregg (SA); Lyons (SA); Gordon (SA); Tanabe (SA); Titus (SA); Heenan (SA); Cotton (1996); En el área latinoamericana, se pueden ejemplificar Muñoz (1990); Díaz Borbón (1993); Yurén Camarena (1995); Larrea Holguín (1997); Savater (1997). 

Tesis de Maestría han tratado la identificación, descripción y elaboración de alternativas para la solución de este problema, principalmente guiados por una metodología de investigación cualitativa, por ejemplo, Camino Trapero (1993). 

En Cuba el problema ha sido abordado también por especialistas en diferentes áreas de estudio, filosóficas, sociológicas, psicológicas, pedagógicas: González Rey (1985, 1995, 1998); Fabelo Corzo (1989, 1996); Alvarez de Zayas (1996); García (1996); Bermúdez (1996); Arés Muzio (1998); Domínguez (1996, 1999). 

A ellos se une un grupo numeroso de investigaciones y artículos, particularmente desde la década de los 90, que ha estado encaminado al análisis y la búsqueda de soluciones a las diferentes facetas del problema y dentro de las condiciones cubanas. 

Este grupo incluye: Baxter Pérez (1989, 2002); Blanco Pérez (1995); Cruells Hernández (1995, 2002); González Serra (1995); Ortiz y Mariño (1995); Torroella (1995); Torres Consuegra (1996); Rodríguez Rodríguez (1996); Silvestre Oramas (2002); Amador Martínez y Bonet Cruz (2002); Rojas Arce (2002); Cruz Tejas y Acosta Pérez (2002). Territorialmente se pueden mencionar Tesis de Doctorado, Sigarreta (2001); Laurencio Leyva (2002), Domínguez Rodríguez (2004), y de Maestría, Olivé Iglesias (2000); Batista Rodríguez (2001). 

Las páginas dedicadas en Internet a los valores, la educación, el aprendizaje desarrollador y temas afines son más de 20 millones tanto en artículos clásicos como en actualización constante de lo que va saliendo al mundo. Esto demuestra la significación como problema del tema de los valores. 

El presente trabajo busca reflexionar en torno a la pertinencia de los diferentes términos que se han empleado para referirse a los valores, o sea: formación, educación, o aprendizaje de valores. El mismo está sustentado en el análisis de una amplia (aunque nunca completa) variedad de autores y posiciones sobre el tema, ópticas diferentes, enfoques y tendencias conceptuales. 

Aunque el autor de este trabajo asume que es posible hablar de aprendizaje de valores, su objetivo no está en descartar términos, sino en evitar reduccionismos innecesarios a la luz de la racionalidad dialéctica y holística y de la actualidad de los referentes conceptuales a los cuales se hace referencia o se toman como punto de partida.

Sobre todo, se busca avanzar en el cuestionamiento teórico inquisitivo que como investigadores debemos ética y modestamente asumir en pos de la verdad científica. 

DESARROLLO
1. Los valores como problema de la axiología y la filosofía de la educación
A lo largo de los años se ha buscado definir desde posiciones filosóficas -óptica esencial para una aproximación al tema- cuáles son los fines, fundamentos y aspiraciones de la educación como motor impulsor de la sociedad y producto de esta misma. Desde este ángulo, se han abordado cuáles son los problemas fundamentales de la filosofía de la educación, y que quedan resumidos en: 
- El hombre como ser educable.
- El problema de los valores.
- El problema de los fines de la educación.

A su vez, la Axiología como ciencia encargada del estudio de los valores ha declarado cuáles son los problemas fundamentales que aún debe resolver, entre los que se destacan:
- La relación valor-valoración.
- La relación de lo subjetivo-objetivo en los valores.
- La existencia de valores absolutos.
- La jerarquía de los valores.
- Los valores y los antivalores.
- La relación de los valores con el conocimiento y los aspectos afectivos.

En este contexto es que se desarrolla el presente trabajo, hacia la clarificación de algunos elementos conceptuales clave para dar respuesta al título del artículo: ¿se puede hablar de una formación, de una educación, o de un aprendizaje de valores? 

2. Posiciones de autores con respecto a los términos mencionados
Una revisión amplia, aunque no exhaustiva, nos lleva a constatar que hay diversidad de criterios con respecto a los términos que se emplean, no solo a nivel internacional sino también nacionalmente. No obstante, se puede hablar de que en Cuba, la manera más generalizada ha sido la de formación de valores, así como la de educación de valores. 

El término educación valoral también es empleado. Por educación valoral se entiende el esfuerzo educativo dirigido a enseñar sobre los valores o a valorar (Velázquez León, 2003). Este análisis se enmarca dentro de lo que se entiende como educación valoral, la cual incluye: a) la educación en valores, esto es socialización, internalización de órdenes normativos, b) educación sobre valores, o sea, transmisión de información relevante sobre valores y sobre normas legítimas que permitan al sujeto apropiarse de su cultura, c) educación para valores, lo cual se refiere al desarrollo intelectual y moral del estudiante que lo califica para preferir y realizar valores, d) educación por valores, o sea, la formación mediante la realización de valores (Yurén Camarena, 1995).

La búsqueda rindió el siguiente resultado:

APRENDER

 

1.      Addine, González y Recarey, 2002

2.       Imbernón, 1994

3.       Valle y González, 1998

4.       Travers, 1976

5.      Molina y Rodríguez, s.a

6.       Camino Trapero, 1993

7.      González Soca, 2002

8.      Rojas Arce, 2002

9.       Carreras et al, 1997

10.  Álvarez de Zayas, s.a

11.  Medina, s.a

12.  Vázquez, s.a

13.   González, 1991

14.   Concha Malo, 1999

15.   Gómez y Mauri, 1986

16.   Fermoso, 1976

17.  González Maura, 2003

 

Bermúdez, 2002; Silvestre, 2002;  Batista Tejeda, s.a, aceptan que otros autores utilizan este término.

FORMAR

 

1.      López Hurtado et al, 2002

2.      Ortiz, 2004

3.      González Maura, 2003

4.      Domínguez Rodríguez, 2004

5.      Hernández Alegría, s.a

6.      Bonet, s.a

7.       García Jerez, s.a

8.      Miranda, s.a

9.      Chacón, s.a

10.   Silvestre, s.a

11.   Bermúdez, 2002

12.  Zilberstein, 1998

13.  Isla Vilachá, s.a

14.    Obin, s.a

 

 

 

EDUCAR

 

1.           Rojas Arce, 2002

2.           Ortiz, 2004

3.           González Maura, 2003

4.           Cisneros, 2003

5.           Baxter, 1996; s.a

6.           Aldea López, s.a

7.           Binaburo, 1998

8.           Heenan, s.a

9.           Yurén Camarena, 1995)

10.       Batista Tejeda, s.a

 

 

 

 

 

 

 

OTROS (otras denominaciones encontradas)

 

- Fermoso, 1976:

(crear, clarificar, transmitir)

- López Hurtado et al, 2002

(apropiarse, hacer suyos)

- Baxter, Amador y Bonet, 2002

(asimilar, interiorizar, adquirir)

- Rojas Arce et al, 2002

(generar)

- Blanco Pérez, 2002

(transmitir, apropiarse)

- Cruz Acosta, 2002

(formar, reforzar)

- González Rey, 1995

(construir)

- Velázquez León, 2003

(fomentar)

- Obin, s.a

(transmitir)

- González Maura, 2003

(construir)

 

(*)

Los destacados en negritas en todas las columnas son cubanos.

Un resumen de lo hallado da que, como se aprecia, la mayoría de los autores e investigadores cubanos adoptan el término formación de valores, aunque algunos aceptan o reconocen que otros autores tienen una posición diferente. La mayor incidencia del término aprendizaje de valores está en los autores extranjeros, pero se aprecian también nombres reconocidos de Cuba. 

Otro elemento que se destaca es aquellos autores que no tienen una selección fija, pues se ubican en más de una columna; y la amplia variedad de otras denominaciones y verbos empleados por muchos investigadores.

3. Definiendo aprendizaje, formación y educación.
3.1. Definición por diccionario.
Una aproximación preliminar debe ir al diccionario general de la lengua. En este caso se consultaron dos.

De Toro y Gisbert (1974:61,364,281) plantea que se puede aprender la virtud: “aprendizaje de la virtud”. En cuanto al término educar nos dice que es “dirigir, enseñar, desarrollar las facultades”; y formar es “dar forma, criar, educar, desarrollarse una persona”. Se aprecian puntos de contacto entre los tres elementos analizados y coincidencias en sus denominaciones.

Sainz de Robles (1978:100,522,409) hace coincidir también los verbos mencionados:

-Aprender es: “educarse, profundizar, ilustrarse, instruirse, formarse, cultivar”.
- Formar-se es: “…configurar, organizar, instruirse, educarse, criarse…” 
- Educar-se es: “instruir, encaminar, desarrollar, perfeccionar”.

En este autor también son notables los sinónimos que aporta para cada uno de los verbos. Hay coincidencia de denotación de la realidad, aun cuando se sabe que las connotaciones son las que dan matices diferentes de significados. Pero son intercambiables como sinónimos en la lengua, y por tanto aceptables.

3.2. Definición por especialistas.
Se han tomado para el análisis a realizar aquellos conceptos que se avienen con los objetivos del trabajo, tanto universales como actuales. Cubren una gama significativa de autores, tendencias y concepciones. 

APRENDIZAJE:
1. Proceso humano complejo, diferenciado a nivel individual, expresión integral del sujeto, configuración de un conjunto de elementos psicológicos diferentes, resultado funcional de lo cognitivo y lo afectivo. Resultado de una integración funcional de lo cognitivo y lo afectivo como expresión integral del sujeto, resultado de la configuración de un conjunto de elementos psicológico diferenciados. (Glez Rey, 1995)

2. Proceso de apropiación de la experiencia h-s en el cual el individuo construye su psiquis, su personalidad de forma activa y personal. (Córdova Llorca, s.a)

3. No es instrucción, en cuanto a efecto; es mucho más. En los procesos de personalización y socialización hay aprendizaje; y de ahí su misión-puente, porque aprender de esta manera no es instruirse, sino educarse. En la socialización se aprende todo: las actitudes, los valores, las pautas de comportamiento…el aprendizaje es menester para instruir, personalizar y socializar; o lo que es lo mismo, para educar…nada de lo humano es ajeno al aprendizaje, por consiguiente a la educación. (Fermoso, 1976) 

FORMACIÓN
1. Dar forma a alguna cosa. Aprendizaje constante. (Imbernón, 1994)
2. Base del desarrollo. Orientación del desarrollo hacia el logro de los objetivos de la educación. (López Hurtado et al, 2002)

EDUCACIÓN
1. Fenómeno social complejo encaminado a la transmisión y apropiación de la herencia cultural y los valores…socialmente aceptados. (Blanco Pérez, 2002)
 
2. Proceso orientado al desarrollo pleno de la persona…construye conocimientos y se desarrolla en planos diversos como persona. (González Rey, 1995)

3. Dirección axiológica del desarrollo natural que encamina al hombre a su madurez y formación. (Mantovani) (Tomado de Fermoso, 1976) 

Se detectan varios aspectos interesantes que merecen un análisis. En primer lugar, lo expresado por Córdova Llorca (s.a) con respecto al aprendizaje como proceso de apropiación de la experiencia histórico-cultural donde el individuo construye su personalidad. Esto embona en lo planteado por Blanco Pérez (2002) al referirse a la educación como fenómeno social complejo encaminado a la transmisión y apropiación de la herencia cultural y los valores. Por tanto, se notan coincidencias en las definiciones iniciales de ambos términos. A esto se adiciona el hecho de que formación, entonces, es vista como un aprendizaje constante (Imbernón, 1994). 

Otras consideraciones relevantes son aportadas por Fermoso (1976) al decir que “aprender de esta manera no es instruirse, sino educarse”. Este autor equipara el educar con el aprender y con la formación, pues estos procesos conllevan cambios y modificaciones semejantes, y llevan a resultados similares, a diferente escala, por diferentes vías, con diferentes métodos, en condiciones parecidas. Además, aclara que en los procesos de personalización y socialización hay aprendizaje (Ob.cit). Y los valores también son personalizados y socializados.

El elemento esencial lo establece al decir que nada de lo humano es ajeno al aprendizaje, por consiguiente a la educación (Ob.cit). Esta declaración deja sentado que es posible hablar con acercamiento de igualdad sobre el aprendizaje, la formación o la educación de valores. Estos elementos se complementan con lo planteado por González Rey (1995) acerca de que la educación es el desarrollo pleno de la persona en varios planos.

4. Sistematización de algunos conceptos con elementos de coincidencia entre aprendizaje y valores.
APRENDIZAJE:
- Proceso que implica un cambio duradero en la conducta o en la capacidad de comportarse de una determinada manera, que se produce como resultado de la práctica o de otras formas de experiencia. (Beltrán, 1993; Schuell, 1986) (Tomado de Valle Arias y Glez Cabanach, 1998)
- Proceso de conocimiento y construcción de significados constructivo, acumulativo, autorregulado, orientado a una meta, situado, cooperativo y diferenciado individualmente. (De Corte, 1995) (Tomado de idem)
- Proceso humano complejo, diferenciado a nivel individual, expresión integral del sujeto, configuración de un conjunto de elementos psicológicos diferentes, resultado funcional de lo cognitivo y lo afectivo. (Glez Rey, 1995) 
- Proceso de apropiación de la experiencia h-s en el cual el individuo construye su psiquis, su personalidad de forma activa y personal. (Córdova Llorca, s.a)
- (formativo) Proceso personalizado y conciente de apropiación de la experiencia h-s que ocurre en cooperación con el maestro y el grupo en situaciones diseñadas del PEA en el cual el alumno transforma la realidad y se transforma a sí mismo, siendo responsable de ese proceso y de su resultado. (Bermúdez Morris, 2002)
- No es instrucción, en cuanto a efecto; es mucho más. En los procesos de personalización y socialización hay aprendizaje; y de ahí su misión-puente, porque aprender de esta manera no es instruirse, sino educarse. (Fermoso, 1976)
- Proceso por el cual se origina o cambia una actitud. (Hilgard, 1967) (Tomado de Fermoso, 1976)
- Actividad mental a través de la cual el conocimiento y las habilidades, hábitos, las actitudes e ideales son adquiridos…originando progresiva adaptación y modificación de la conducta. (Kelly, s.a) (Tomado de idem)
- En la socialización se aprende todo: las actitudes, los valores, las pautas de comportamiento…el aprendizaje es menester para instruir, personalizar y socializar; o lo que es lo mismo, para educar…nada de lo humano es ajeno al aprendizaje, por consiguiente a la educación. (Fermoso, 1976) 
- Asimilación por el hombre de determinados conocimientos y determinadas acciones y comportamientos condicionados por ellos en determinadas situaciones. (Idem)
- (resultado principal) Las transformaciones dentro del sujeto, es decir, las modificaciones psíquicas y físicas del propio estudiante. (Glez, 1991)
- (desarrollador) Aquel que garantiza en el individuo la apropiación activa y creadora de la cultura, propiciando en desarrollo de su auto-perfeccionamiento constante, de su autonomía y auto determinación, en íntima conexión con los necesarios procesos de socialización, compromiso y responsabilidad social. (Colectivo de autores CEE, ISPEJV, 2001)
- Son cambios en los contenidos y funciones psicológicas de la personalidad, en el intelecto, en lo afectivo y temperamental, en las configuraciones psicológicas como sistema. (Bermúdez, 2002)

VALORES:
- Prioridades significativas que reflejan el mundo interno de las personas y que se manifiestan en nuestras conductas. (Medrano Samaniego, 1993)
- Una función esencialmente práctico-reguladora y orientadora de la acción humana. (Rguez Ugido, 1985)
- Todos los motivos que se constituyen, se configuran en el proceso de socialización del hombre. (Glez Rey, 1996)
- Unidades psicológicas primarias de la personalidad que no pueden ser estudiadas aisladamente sino en sistema. (Idem)
- Objetos, fenómenos y cualidades que se incluyen en la asimilación del mundo por el hombre. (Tasev, 1983)
- Parte inalienable del contenido de la personalidad. (Batista Rguez, 2001)
- Estructura compleja de conocimientos, sistema de creencias. (Tendencia Cognitivista) (Tomado de Camino Trapero, 1993)

Son aspectos del contenido de la personalidad, matizan su comportamiento y no se expresan en sí mismos, sino en la exteriorización de estos, se dan en configuraciones. (Mayo Parra, 2000)
- Son contenidos que pueden ser aprendidos y enseñados. (Carreras et al, 1997)
- Proyectos globales de existencia que se instrumentalizan en el comportamiento individual, a través de la vivencia de unas actitudes, y del cumplimiento, conciente y asumido, de una normas o pautas de conducta. (Glez Lucini, s.a: 37) (Tomado de Vázquez, s.a: p.6) 
- Reguladores de la actuación humana, resultado de la interacción del hombre en sociedad a través de la comunicación y la actividad; objetiva, social e históricamente situados y subjetivamente matizados en su individualidad. (Olivé, 2003)

5. Triangulación conceptual comparativa de coincidencias entre los términos aprendizaje y valores.
APRENDIZAJE
1.
Cambio duradero en la conducta.
2. Cambio en la capacidad de comportarse.
3. Resultado de la práctica.
4. Resultado de formas de experiencia.
5. Adquisición y modificación de actitudes.
6. Conocimiento y construcción de significados.
7. Configuración de un conjunto de elementos psicológicos.
8. Resultado funcional de lo afectivo y lo cognitivo.
9. Apropiación de la experiencia histórico-social donde el individuo construye su personalidad de forma personal.
10. Proceso de personalización y socialización; educarse.
11. Cambio de una actitud.
12. Actividad mental de adquisición de actitudes e ideales que modifican la conducta.
13. Todo lo humano.
14. Asimilación de conocimientos, acciones y comportamientos en determinadas situaciones.
15. Transformación dentro del sujeto, modificaciones psíquicas.
16. Apropiación activa y creadora de la cultura.
17. Propiciación de autoperfeccionamiento constante.
18. Relacionado con la socialización, el compromiso y la responsabilidad social.
19. Cambios en contenidos y funciones psicológicas de la personalidad.
20. Cambios en lo afectivo y el intelecto.
21. Cambios en las configuraciones psicológicas como sistema.
22. Proceso autorregulado.
23. Proceso situado.
24. Proceso cooperativo.
25. Proceso diferenciado individualmente.
26. Parte que tiene significación y sentido personal. 

VALORES- Reflejo del mundo interno de las personas. (9,4,10,25)b- Se manifiesta en conductas. (11,1,12,14)c- Función reguladora y orientadora de la acción humana. (11,5,12,14,17,18,22,23)d- Motivos que se configuran en la socialización. (4,10,18,20,24,26)e- Unidades psicológicas primarias de la personalidad en sistema. (9,7,19,21,25)f- Asimilación de los objetos, fenómenos, cualidades. (9,16,20)g- Contenido de la personalidad. (7,13,21,25)h. Relaciones sujeto-objeto. (8,4,9,19,23) i- Estructuración de conocimientos y sistemas de creencias. (9,12,20,21)j- Aspectos del contenido de la personalidad. (7,19,25)k- Contenidos a aprender y enseñar. (9,13,14,24)l- Regulador de la conducta. (11,1,12,14,15,18,22)m- Resultado de la interacción del hombre en sociedad. (9,3,10,13,16,24)n- Instrumentalización en comportamiento individual. (11,1,12,25)ñ- Cumplimiento consciente y asumido de pautas de conducta. (15,1,12,17,18,22)o- Principios que guían el comportamiento. (11,2,12,18,22)p- Actitudes generalizadoras. (5)q- Prioridades significativas. (20,6,23,26)r- Principios transculturales. (16,23) 

Los aspectos sistematizados y triangulados en los análisis anteriores permiten discernir puntos de contacto entre ambas categorías. Esto sustenta una tentativa de aproximación al criterio de que los valores son aprendibles. 

6. Profundización a partir de concepciones de diferentes autores sobre el aprendizaje y los valores. 
Una profundización implica partir de referentes claves por autores variados de manera que se puedan realizar determinadas generalizaciones sobre el tema. González Rey (1995:56) plantea: “El desarrollo de la personalidad presupone permanentemente distintos aprendizajes”. Este criterio es vital para comprender que no es errado pensar que los valores se pueden aprender. El meollo radica en la palabra distintos. 

Esta noción abre la posibilidad de ver el aprendizaje con una amplitud conceptual suficiente y abarcadora de fenómenos tales como los mismos valores. Un tipo de aprendizaje es sin duda el de los valores, concepción refrendada por muchos autores, como se ha observado hasta aquí. Los elementos a ponderar son aquellos que presuponen un aprendizaje diferente para el caso que nos ocupa. Batista Tejeda (s.a.:1) aclara: “La educación en valores se refiere al aprendizaje como cambio de conducta”.

No se aprenden igual los conocimientos que los valores: “…sin embargo los valores en el plano interno de los sujetos no se ‘construyen’ o se ‘aprenden’ de igual forma que los conceptos o conocimientos científicos…” (Chacón, 1999:35 y 2002:143). Estos no se adquieren ni se interiorizan de la misma forma. Los mecanismos de asimilación no son iguales, no accionan, no cristalizan de la misma forma; pero esto no quiere decir que no sea una forma de aprendizaje. Como dice Bermúdez (2002:99): “El resultado menos evidente, más mediato del aprendizaje son los cambios en los contenidos y las funciones psicológicas de la personalidad, en el intelecto, en lo afectivo…en las configuraciones psicológicas como sistema”. Y los valores son también configuraciones de este tipo, como plantea Mayo Parra (2000).

Además, tanto el aprendizaje como los valores son apropiaciones “no de cualquier experiencia histórico-social; sino de aquella que para el sujeto es importante, necesaria, aquella que tiene significado y sentido personal” (Bermúdez, 2002:99)

Otros autores se refieren a diferentes áreas de aprendizaje. Bloom (Tomado de Concha Malo, 1999) habla de:
- Aprendizaje gnoseológico (conocimientos).
- Aprendizaje axiológico (valores).
- Aprendizaje motriz (realización)

En el contexto educativo son varios también los autores que consideran que los valores son aprendibles: Vázquez Cedeño (s.a), Camino Trapero (1993), Gómez y Mauri (1986), Fermoso, quien dice: “En la socialización se aprende todo: los valores…nada de lo humano es ajeno al aprendizaje…” (Fermoso, 1976:419) y enuncia: “La educación es un aprendizaje” (Fermoso, 1976:414), por lo que si se habla de educación en valores, se incluye su aprendizaje.

Travers (1976) identificaba al aprendizaje de actitudes, los cuales para él son visibles en la conducta, y declaraba que algunas de estas tendencias se denominan actitudes, otras intereses y otras valores. Arias y Domínguez (2004:26) también reconocen la posición de otros autores que han planteado que los valores se aprenden: “Lo que constituye sentimientos y cualidades para unos es objeto de aprendizaje para otros, formaciones complejas…” 

Si se parte, además, de lo que asevera Baxter (s.a:4): “Las orientaciones valorativas son los valores para sí”, se puede plantear que es posible aprender los valores, pues sí está definido que las valoraciones se enseñan y se aprenden: hablar, entonces, de valores para sí, o valores en la subjetividad del individuo implica que estos a este nivel son aprendibles. No en balde Fabelo Corzo (1996) habla de los diferentes planos del valor (objetivo, subjetivo, institucional). Es en el plano subjetivo donde se puede incidir y enseñar valores.

Para concretar, tanto los procesos de interiorización, de socialización, como de apropiación que realiza el sujeto en su interacción activa con la realidad (y que ocurren en el aprendizaje y en la asimilación de los valores), explican qué sucede en el individuo y cómo tales procesos funcionan en ambos casos. González Maura et al (95:128) dicen que la interiorización “no explica sólo la formación de acciones internas de carácter cognitivo…permite comprender de manera general todo el plano interno del sujeto – …las ideas, y también los sentimientos, las actitudes, las motivaciones, las cualidades psicológicas de la personalidad – en el proceso de la vida, de la actividad”. Esto es corroborado por García Batista (1996) al hablar de interiorización de los valores en la escuela. 

Por otro lado, López Hurtado et al (2002:52) al referirse a la apropiación dejan claro que esta son “las más diversas formas y recursos a través de los cuales el sujeto…hace suyas las actitudes, los valores, los ideales…”

Pero es la propia González Maura (2002:2) quien clarifica los aspectos abordados cuando dice que el aprendizaje es un “proceso de construcción por parte del sujeto…sobre la base de la experiencia individual y grupal y que lo conduce a su desarrollo personal. Esta concepción…plantea…el hecho de que se aprenden no sólo conocimientos y hábitos sino también valores y sentimientos que se expresan en la conducta del ser humano”. 

7. Consideraciones finales.
Ha de verse el valor como el resultado de la relación sujeto-objeto, en la cual ocurre tanto la configuración interna (apropiación) a partir de lo externo en la socialización de manera bidireccional: es un proceso de unidad de lo interno y lo externo que se concreta en la actuación humana, o sea, en la actividad práctica y la comunicación. 

La valoración es el valor asumido en sólo una faceta inicial, pues valorar no es tener el valor. Por sí sola es valor para sí del sujeto; pero deberá llevar además la conducta observable sostenida, la cual si será garante más “confiable” de un sistema de valores asumido por convicción.

Tanto lo cognitivo como lo afectivo se van moldeando de forma diferente pero unitaria. Se aprenden los conocimientos de una ciencia particular, y a la vez se configuran los valores en este aprendizaje con los métodos y mecanismos pertinentes y adecuados, en condiciones específicas. El aprendizaje de valores implica, entonces, un estadio paralelo de aprendizaje, un aprendizaje axiológico que eleva al hombre, lo hace más humano y lo prepara espiritual y éticamente para enfrentar la realidad, transformarla y auto transformarse. 

El valor conlleva conocimiento (parte gnoseológica del valor), sentimiento (relación afectiva), y conducta (manera de comportarse en las situaciones de la vida). Heenan (s.a:s.p) habla de “moral knowing, moral feeling, moral behaviour”.

El valor como “patrimonio de la cultura y la institución educativa” (Gómez y Mauri, 1986:s.p) es parte de esa cultura de la que el hombre se apropia en su aprendizaje general. 

CONCLUSIONES
El autor considera haber cumplido los objetivos esenciales del trabajo. A partir del análisis de los criterios dados por una amplia gama de autores, se logra sistematizar un cuerpo teórico sobre el tema abordado: la relación entre las categorías aprendizaje, formación y educación en valores.

Se logra además concretar los puntos de vista personales apoyado en lo que plantean otros autores.

Los tres términos abordados son válidos, pues todos son empleados en la literatura científica por autores e investigadores de reconocido prestigio y preparación. El autor asevera que es posible hablar de aprendizaje de valores, tanto como es posible hablar de formación o de educación valoral, amén de otros términos empleados y recopilados en este trabajo.

Una reducción innecesaria que no considere lo que se publica hoy en el mundo, o que cierre sus puertas a otros criterios, no es el camino para el debate teórico y la discusión sobre el tema.

BIBLIOGRAFÍA
1. ADDINE FERNÁNDEZ, FÁTIMA; ANA Ma. GONZÁLEZ SOCA; SILVIA RECAREY FERNÁNDEZ (2002) Principios para la dirección del proceso pedagógico. En Compendio de Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación.
2. ALDEA LÓPEZ, ELIANA (s.a) Estrategias educativas para trabajar en valores. Curso de Perfeccionamiento del Sistema de Educación Municipal, Chillán. Chile.
3. ALDEA LÓPEZ, ELIANA (s.a) La Evaluación en la educación en valores. Curso de Perfeccionamiento del Sistema de Educación Municipal, Chillán. Chile.
4. ÁLVAREZ DE ZAYAS, CARLOS (s.a) La Pedagogía como ciencia (Epistemología de la educación). La Habana. (Soporte magnético).
5. ÁLVAREZ DE ZAYAS, CARLOS (s.a) Didáctica de los Valores. MINED. Material en soporte magnético.
6. ARÉS MUZIO, PATRICIA (1998) Familia, ética y valores en la realidad cubana actual. En Revista Temas # 15. Jul.-Sept. 1998. Nueva Época. p.57-64.
7. ARIAS GUEVARA, Ma. de los ÁNGELES; WANDA L. DOMÍNGUEZ RODRÍGUEZ (2004) ¿Cómo favorecer la formación de valores en los escolares? Fondo Editorial del Pedagógico San Marcos. Perú.
8. BATISTA TEJEDA, NURIS (2003) La Educación en valores en la formación del profesional. MINED. Cuba. FOV-04. www.ult.edu.cu/innoed/2003/Formación%20de%20Valores/ FOV2003.htm.
9. BAXTER PÉREZ, ESTHER (1989) La Formación de valores: una tarea pedagógica. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. Cuba.
10. BAXTER PÉREZ, ESTHER (1999) Un estudio exploratorio acerca de la formación de valores. Pedagogía 99. SVAL-35. Cuba.
11. BAXTER PÉREZ, ESTHER; AMELIA AMADOR MARTÍNEZ; MIRTA BONET CRUZ (2002) Educación en valores. Papel de la escuela. En Compendio de Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación. 
12. BERMÚDEZ MORRIS, RAQUEL et al (2002) Dinámica de grupo en educación: su facilitación. Editorial Pueblo y Educación. Ciudad de la Habana. 
13. BINABURO ITURBIDE, J.A. (1998) La Dimenzione morale dell’educazione. http://lgxserver.uniba.it/lei/sfi/convegni/reggioemilia/iturbide.htm.
14. BLANCO PÉREZ, A. (1995) La Educación en los valores: una reflexión desde la práctica educativa. (inédito). Instituto Superior Pedagógico Enrique José Varona. La Habana. Cuba. 
15. BLANCO PÉREZ, ANTONIO (2002) La educación como factor de la práctica social. En Nociones de Sociología, Psicología y Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación.
16. BLANCO PÉREZ, ANTONIO (2002) La Educación como función de la sociedad. En Nociones de Sociología, Psicología y Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación.
17. BONET CRUZ, MIRTHA (s.a) Los sentimientos patrióticos. Algunas acciones de la escuela y la comunidad para su educación. ICCP. MINED. Material en soporte magnético.
18. CAMINO TRAPERO, MARÍA (1993) Valores que priorizan los docentes en su acción pedagógica y cómo son percibidos por sus alumnos: una experiencia investigación-acción. Universidad Católica, Departamento de Educación e Investigación Educativa. Uruguay.
19. CARRERAS, LL. et al (1997) Cómo educar en valores. Narcea. S.A. España.
20. CHACÓN, NANCY (1999) La formación de valores morales. Propuesta metodológica y experiencias aplicadas. Centro de Estudios Educacionales, ISPEJV. La Habana. 
21. CHACÓN ARTEAGA, NANCY (2000) Moralidad histórica, valores y juventud. Publicaciones Acuario. LA Habana. 
22. CHACÓN ARTEAGA, NANCY (s.a) La formación de valores morales. Retos y perspectivas. ISPEJV. Material en soporte magnético.
23. CHACÓN ARTEAGA, NANCY (2002) Dimensión Ética de la Educación Cubana. Editorial Pueblo y Educación. Ciudad de la Habana. 
24. COLECTIVO DE AUTORES (1978) Psicología General. Editorial Pueblo y Educación. La Habana.
25. CONCHA MALO, MIGUEL (1999) Didáctica y aprendizaje de valores. Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey (Campus Querétaro). http://www-acad.qro.itesm.mx/redcq/notirediseno/6agosto99.htm.
26. CÓRDOVA LLORCA, MARÍA. (s.a) Aprendizaje Creativo. ISPEJV. La Habana, Cuba. (Soporte magnético) 
27. DOMÍNGUEZ, Ma. ISABEL (1996) La formación de valores en la Cuba de los años 90: un enfoque social. En La Formación de valores en las nuevas generaciones. Una campaña de espiritualidad y de conciencia. Editorial Ciencias Sociales. La Habana.
28. DOMÍNGUEZ RODRÍGUEZ, WANDA L. (2003) Una metodología para favorecer la formación del valor patriotismo en escolares primarios de segundo ciclo mediante las potencialidades axiológicas de la obra martiana. Tesis en opción al grado científico de Doctor en Ciencias Pedagógicas. ISP Holguín. 
29. DOMÍNGUEZ RODRÍGUEZ, WANDA L. (2005) La Axiología Martiana. Una vía para formar valores en la escuela primaria. ISP Holguín. Curso Pre-evento Pedagogía ’05. Evento Provincial.
30. FABELO CORZO, JOSÉ RAMÓN (1996) La Crisis de valores: conocimiento, causas y estrategias de superación. En La Formación de valores en las nuevas generaciones. Una campaña de espiritualidad y de conciencia. Editorial Ciencias Sociales. La Habana.
31. GARCÍA BATISTA, GILBERTO (1996) ¿Porqué la formación de valores es un problema pedagógico? En La Formación de valores en las nuevas generaciones. Una campaña de espiritualidad y de conciencia. Editorial Ciencias Sociales. La Habana.
32. GÓMEZ, ISABEL; TERESA MAURI (1986) Formación y aprendizaje de valores, actitudes y normas. En Revista Candidus. http://www.revistacandidus.com/revista/secs16/ideas10.htm. 
33. GONZÁLEZ ALFAYETE, MANUEL (1995) Hacia un sistema de valores básico compartidos en el PEC. En Aula de Innovación Educativa, Año IV No. 38, mayo. España, Imprimeix SCCL, Barcelona.
34. GONZÁLEZ MAURA, VIVIANA et al (1995) Psicología para educadores. La Habana, Editorial Pueblo y Educación.
35. GONZÁLEZ MAURA, VIVIANA (1999) La Educación en valores en el currículo universitario. Un enfoque psicopedagógico para su estudio. En Revista Cubana de Educación Superior. No. 2, 1999. CEPES. Universidad de la Habana. http://www.campus-oei.org/valores/maura.htm.
36. GONZÁLEZ MAURA, VIVIANA (1999) El Profesor universitario: ¿un facilitador o un orientador en la educación de valores? En Revista Cubana de Educación Superior. Vol. XIX. No. 3, 1999. Universidad de la Habana. http://www.campus-oei.org/valores/viviana.htm.
37. GONZÁLEZ REY, FERNANDO (1985) Psicología de la personalidad. Editorial Pueblo y Educación. Ciudad de la Habana.
38. GONZÁLEZ REY, FERNANDO (1996) Un análisis psicológico de los valores: su lugar e importancia en el mundo subjetivo. En La Formación de valores en las nuevas generaciones. Una campaña de espiritualidad y de conciencia. Editorial Ciencias Sociales. La Habana.
39. GONZÁLEZ SOCA, ANA MARÍA (2002) El Proceso de enseñanza-aprendizaje ¿Agente del cambio educativo? En Nociones de Sociología, Psicología y Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación.
40. HEENAN, JOHN (s.a) Cornerstone Values – A New Zealand Values Education Initiative. http://cornerstonevalues.org/education.htm
41. HERNÁNDEZ MORALES, MIGUEL (s.a) Filosofía de los valores: Axiología. www.arcanorevista.tripod.com/recovecos/0016.01.htm/
42. HERNÁNDEZ ALEGRÍA, ANTONIO (s.a) Papel de los conocimientos cívicos en la formación de valores. ISP Sancti Spiritus. Material en soporte magnético.
43. IMBERNÓN, FRANCISCO (1994) La Formación y el desarrollo profesional del profesorado. Hacia una nueva cultura profesional. Editorial Graó, de Serveis Pedagògics. Barcelona. 
44. ISLA VILACHÁ, IDALIA IRENE (s.a) La Formación de valores desde la docencia universitaria. Área de Estudios sobre Ciencias de la Educación Superior. Univ. de Holguín. Cuba. www.campus-oei.org/valores/isla.htm.
45. ISTRUZIONE E EDUCAZIONE (s.a) (s.e) 
www.infoservizi.it/rapisardi/istruzione%20ed%20educazione.htm
46. KIRSCHENBAUM, HOWARD (1977) Current Research in Values Clarification, En idem, op.cit.; and Alan Lockwood, What’s wrong with Values clarification?, Social Education, May 1977, p.399.
47. LÓPEZ HURTADO, JOSEFINA et al (2000) Fundamentos de la educación. Editorial Pueblo y Educación. La Habana.
48. LÓPEZ HURTADO, JOSEFINA et al (2002) Marco conceptual para la elaboración de una teoría pedagógica. En Compendio de Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación.
49. MARCONCIN, ISABEL CRISTINA (s.a) Educação: Imagens do Passado e do Presente e Projecoes do Futuro. (s.e) Internet. 
50. MAYO PARRA, ISRAEL (2000) La Relación personalidad-sujeto: Una perspectiva psicológica de la problemática de la formación de valores. Holguín. Ponencia para Pedagogía 01.
51. MEDRANO SAMANIEGO, CONCEPCIÓN (2003) ¿Es posible enseñar y aprender los valores en la escuela? Universidad del país Vasco. E.H.U. España. www.yahoo.es.
52. MEDINA, JORGE (s.a) Pedagogía de los valores – Una didáctica de los valores: dignidad humana, criterio y justicia según algunos autores clásicos. www.campus-oei.org/valores/jorgemedina.htm 
53. MÉNDEZ RAMÍREZ, ANGÉLICA; CECILIA BALLESTEROS LÓPEZ (2003) Sociedad y aprendizaje de los valores en la escuela. Pedagogía 03. VAL-7. México. 
54. MOLINA CINTRA, MATILDE et al (1998) Juventud y valores - ¿Crisis, desorientación, cambios?. En Revista Temas # 15. Jul-Sept, 1998. Nueva Época. p. 65-70. 
55. OBIN, JEAN-PIERRE (2004) L’école doit-elle transmettre les valeurs? www.ac-rennes.fr/publica/BN/valecol/entreti.htm.
56. OLIVÉ IGLESIAS, MIGUEL A. (2004) Crisis de valores. Aprender los valores. Una reflexión al respecto. ISP Holguín. Artículo.
57. OLIVÉ IGLESIAS, MIGUEL A. (2004) Lo Axiológico en la Pedagogía cubana. La educación como macrovalor. ISP Holguín. Artículo publicado.
58. ORTIZ ZABALA, MILAGROS (1985) Relaciones empíricas entre personalidad, autoritarismo y valores. Universidad de Murcia. España.
59. ORTIZ, EMILIO; MARIA MERIÑO (1995) ¿Cómo educar la personalidad? I.S.P. Holguín.
60. ORTIZ TORRES, EMILIO (1999) La Formación de valores en la educación superior desde un enfoque personológico. En Revista Magistralis. Universidad Iberoamericana Golfo Centro, Puebla. México. www.campus-oei.org/valores/ortiz.htm.
61. PACIANO, FERMOSO (1982) Teoría de la Educación. Ediciones CEAC.S.A. España.
62. ROJAS ARCE, CARLOS et al (2002) Fundamentación de la necesidad del cambio curricular en la secundaria básica. En Nociones de Sociología, Psicología y Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación.
63. SILVESTRE ORAMAS, MARGARITA (1999) Aprendizaje, Educación y Desarrollo. Editorial Pueblo y Educación. Ciudad de la Habana.
64. SILVESTRE ORAMAS, MARGARITA (2002) El proceso de enseñanza-aprendizaje y la formación de valores. En Compendio de Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación. Ciudad de la Habana.
65. SILVESTRE ORAMAS, MARGARITA y JOSÉ ZILBERSTEIN TORUNCHA (2002) Hacia una didáctica desarrolladora. Editorial Pueblo y Educación. Ciudad de La Habana.
66. SOUZA AMORIM, DALTON (2003) Educaçao e valores humanos: Uma visão do terceiro mundo. www.berro.com.br/Anteriores/03/htlm/educacao/educacao3.htm. 
67. TRAVERS, ROBERT (1976) Fundamentos del aprendizaje. Santilla S.A. España.
68. VÁZQUEZ CEDEÑO, SILVIA (s.a) Educación y Valores. ISP Cienfuegos. Material en soporte magnético.
69. VELÁZQUEZ LEÓN, MANUEL (s.a) Educación valoral. Pretensiones y posibilidades. Artículo. ISP. Holguín.
70. YURÉN CAMARENA, Ma. TERESA (1995) Eticidad, valores sociales y educación. Universidad Nacional. Distrito Federal. Ciudad de México.

INSTITUTO SUPERIOR PEDAGÓGICO
JOSÉ DE LA LUZ Y CABALLERO
HOLGUÍN

FACULTAD DE ENSEÑANZA MEDIA SUPERIOR
DEPARTAMENTO DE INGLÉS

AUTOR: 
M.Sc. Miguel A. Olivé Iglesias. Prof. Auxiliar

2006



Valora este artículo 5   4   3   2   1

Comparte  Enviar a facebook Facebook   Enviar a menéame Menéame   Digg   Añadir a del.icio.us Delicious   Enviar a Technorati Technorati   Enviar a Twitter Twitter
Artículos Destacados