Busca monografías, tesis y trabajos de investigación

Buscar en Internet 

       Revistas   Cursos   Biografías

rss feeds RSS / /

I Encuentro Internacional de Informatica Aplicada a la Investigacion y Gestion ArqueologicaS (CÓRDOBA, 5-7 MAYO 2003)

Resumen: Entre los días 5 y 7 de Mayo se celebró este encuentro en el salón de actos de la Universidad de Córdoba organizado por el Área de Prehistoria y el grupo de investigación HUM-0262 y con la colaboración del Aula de Patrimonio Histórico. Constó de ponencias, comunicaciones y posters.

Publicación enviada por Jesús BERMÚDEZ SÁNCHEZ




 


Entre los días 5 y 7 de Mayo se celebró este encuentro en el salón de actos de la Universidad de Córdoba organizado por el Área de Prehistoria y el grupo de investigación HUM-0262 y con la colaboración del Aula de Patrimonio Histórico. Constó de ponencias, comunicaciones y posters. El programa se puede consultar en la página http://www.uco.es/vida/congresos/iiaiga/. Aunque hubo alguna ponencia que no llegó a efectuarse, y que esperamos pueda estar en la publicación que se espera para este mismo verano, en otros casos, incorporaciones y comunicaciones de última hora, que no estaban en el programa, enriquecieron el evento.

En el encuentro, organizado por una universidad pequeña de pocos recursos aunque con ganas de hacer cosas, se debatieron algunas cuestiones de interés general y se ofreció un panorama en rápido desarrollo de las aplicaciones informáticas a la Arqueología de interés para alumnos y profesionales. La asistencia estuvo dominada por alumnos de la propia universidad, aunque también había profesionales e investigadores, alcanzando unas 80-100 personas de media por ponencia.

Resulta muy difícil hacer un resumen de las ponencias y comunicaciones presentadas, por lo que remito a la publicación que se espera en las próximas semanas. A pesar de esto, debo destacar las ponencias de Patricio Soriano Castro, como ejemplo de camino a seguir en la gestión integral del patrimonio a través de una integración de bases de datos y cartografía por medio de un SIG, que se efectúa en la Gerencia Municipal de Urbanismo de Córdoba; Leonardo García Sanjuán, que realizó una interesante visión de conjunto basada en una importante experiencia acumulada de aplicaciones informáticas a distintos proyectos de investigación; Silvia Fernández Cacho, que efectuó una puesta al día de los trabajos que desarrolla el IAPH sobre la gestión del patrimonio andaluz; Sergio García-Dils de la  Vega, Salvador Ordóñez Agulla y Enrique García Vargas, nos mostraron los trabajos que se han venido realizando en el territorio y casco urbano de Ecija; Concepción Blasco Bosqued y Javier Baena Preysler, mostraron un amplio panorama de la aplicación de SIG y el trabajo que con esta herramienta están efectuando en la cuenca baja del Manzanares tanto para el estudio del poblamiento antiguo como para la delimitación de zonas de riesgo en un área de expansión urbana; Diego González Bataneros, que efectuó una revisión y puesta al día de métodos geofísicos; Javier Sánchez Palencia y María Ruiz del Árbol Moro, expusieron las actuaciones llevadas a cabo en las Médulas; Margarita Martínez, que nos habló de la realidad virtual y la realidad aumentada; o el software desarrollado por Agustín Díez. Por último, mencionar aquellas intervenciones en las que participé con José Clemente Martín y María Perlines, sobre la aplicación de SIG para el estudio del poblamiento en la campiña cordobesa; con Teresa Chapa, Victorino Mayoral, Juan M. Vicent y José A. López, sobre la aplicación de SIG a la investigación y gestión del patrimonio arqueológico en el bajo Jarama; y para terminar, mencionar la comunicación presentada por mí mismo sobre la creación de rutinas de trabajo con el programa Idrisi para el cálculo de rutas óptimas y visibilidades acumuladas. 

Se debatieron cuestiones de interés en el campo de las aplicaciones informáticas a la Arqueología, entre las que destacamos el importante debate actual sobre la conveniencia de utilizar el sistema comercial Windows o el sistema operativo Linux de libre acceso. Personalmente deseo que se extienda el uso de Linux pero me inclino por la conveniencia de que los arqueólogos, que en un 99% debemos ser meros usuarios, utilicemos los sistemas de mayor difusión y compatibilidad. Hoy por hoy, no podemos negar que ese sistema es Windows. Esta misma reflexión la extiendo a la de los programas que se utilizan. Frente a desarrollos propios, en algunos casos tan meritorios como el presentador por Agustín Díez Castillo, me inclino por el uso de programas comerciales, con el consiguiente ahorro en tiempo, dinero y esfuerzo. Al final de un arduo proceso de colaboración con programadores se suelen alcanzar objetivos que ya realizan programas comerciales.

Otro debate de interés surgió inevitablemente sobre el tema de las relaciones entre universidades o investigadores en general y los organismos públicos que gestionan el patrimonio. Sobre este particular se hizo hincapié en la necesidad de trabajar de forma conjunta. Similar cuestión se suscitó entre la Arqueología profesional y de gestión y la investigación, tema en el que se concluyó sobre la necesidad de no considerarlas por separado. En mi opinión la Arqueología de gestión aunque da respuesta a unas necesidad concretas siempre se nutrirá de la investigación. Así mismo los investigadores deben abrirse a las nuevas necesidades y obligaciones que impone la gestión patrimonial.

También surgió la cuestión de la necesidad o no de que las cartas arqueológicas sean públicas o de uso restringido, haciéndose mención de las diferentes políticas llevadas a cabo por los distintos organismos autonómicos, ya que unos publican las cartas total o parcialmente y otros restringen severamente su uso público. En este sentido, pensamos que se hace necesario abrir un debate en profundidad sobre este importante particular ya que intervienen múltiples factores que deben de ser tenidos en cuenta: la legalidad vigente, la necesidad de fomentar la investigación y difundir el patrimonio, la importancia de rescatar la información generada por la Arqueología llamada de gestión o de urgencia, y todo ello al tiempo que protegemos el patrimonio del furtivismo. En el equilibrio de todos estos factores influirá el hecho de que la gestión debe nutrirse de la investigación y de que la investigación debe utilizar los datos generados en la actividad de gestión. Además, debe evitarse el control de la información por parte de unos pocos. En definitiva, ofrecer una protección adecuada al patrimonio. Existen variadas opiniones al respecto. Yo mismo he ido fluctuado en mi opinión en este último año. En este momento me inclino por publicar de forma inmediata en formatos digitales, e incluso a través de internet, las memorias de los trabajos de excavación que sirva para difundir la documentación rescatada y para efectuar un cierto control público de los trabajos que se están realizando. Además, es necesario un uso interno responsable por parte de los organismos públicos del resto de información procedentes de cartas y actuaciones que den lugar a la localización de restos no excavados, y que se regule el acceso y el uso de la información por parte de los profesionales a través de unas normas que sean públicas.

Otro tema que se debatió fue el de la tendencia existente a la integración de sistemas e información. Tanto los programas como los sistemas de gestión e investigación necesitan integrar datos procedentes de múltiples formatos. Esto nos hace plantearnos la necesidad de trabajar, por parte tanto de profesionales / investigadores como de organismos, con formatos compatibles y aprovechando los desarrollos ya efectuados. Así mismo se debe fomentar, en lo posible, trabajar de forma coordinada. En relación con esto, se concluyó sobre el éxito de los SIG en la integración de información. En pocos años, la aplicación informática a la arqueología está teniendo una difusión enorme. En España, se está recuperando la enorme desventaja existente con respecto a los países anglosajones. Si bien hay que tener en cuenta que la evolución de las aplicaciones está sometida a cuestiones no sólo de desarrollo económico y de acceso a nuevas tecnologías sino también de profundos aspectos teóricos sobre la visión de la Arqueología.

Por último, debemos felicitar a la Universidad de Córdoba y a los organizadores del encuentro ya que, a través de eventos como éste, se contribuye a la necesaria formación técnica, tanto de alumnos como de profesionales, en un campo tan deficitario como es el de la informática aplicada a la Arqueología, en el que, como hemos podido comprobar, los nuevos investigadores están cobrando un papel cada vez más destacado

Jesús BERMÚDEZ SÁNCHEZ
Dpto. Prehistoria UCM



Valora este artículo 5   4   3   2   1

Comparte  Enviar a facebook Facebook   Enviar a menéame Menéame   Digg   Añadir a del.icio.us Delicious   Enviar a Technorati Technorati   Enviar a Twitter Twitter
Artículos Destacados